El susto del príncipe Harry y Meghan Markle en pleno vuelo

Ajustar Comment Impresión

Luego que el príncipe Harry asistiera a uno de los eventos de la agenda de los Invictus Games que el mismo inauguró, una de las asistentes le felicitó por el embarazo de su esposa Meghan. La pareja real viajaba desde Tonga hasta Australia en el momento en que el capitán del vuelo de Qantas, Nigel Rosser, volvió a subir cuando estaba a punto de aterrizar la nave porque había otra nave en la pista.

El príncipe y la duquesa de Sussex visitaron el palacio Royal en Tonga para una breve visita al rey Tupou VI y la reina Nanasipau. Meghan eligió el modelo midi del vestido, ya que en su versión original la prenda es larga hasta los pies. Además en la etiqueta del vestido, de Self Portrait, una de las firmas favoritas de Kate Middleton, se puede leer "se aceptarán devoluciones solo si esta etiqueta permanece pegada".

Pide AMLO invertir en Centroamérica
El Presidente electo recalcó que "va a haber trabajo para nosotros y para los que necesiten de nosotros que vengan de otras partes".

Desde luego la ocurrencia no podría haberle gustado más a la futura mamá, que pasó de la incredulidad a la risa en cuestión de segundos.

El diseñador O'Neill reveló cómo fue diseñar y confeccionar el vestido blanco de Markle, el cual dio inicio a la gira por Oceanía del matrimonio real. Esta pregunta la recibieron en pleno viaje en tranvía en el tercer día de su gira real australiana.

Boca recibe a Palmeiras en La Bombonera — Copa Libertadores
En el lateral derecho estará Jara quien, ya recuperado, le ganó la pulseada a Buffarini. La primera semi será en Buenos Aires y comenzará esta noche a las 21.45.

El duque de Sussex asistió el lunes al llegar a la isla de Fraser a una ceremonia tradicional del pueblo Butchulla, a orillas del paradisíaco lago McKenzie. La duquesa tuvo que ser evacuada para evitar un mal rato debido a la gran cantidad de gente que se acercó hasta el lugar con la intención de poder conocerla.

EU vive mañana frenética por 3 artefactos explosivos
El primer envío se localizó el lunes en el domicilio personal del multimillonario financiero Soros, en Bedford ( Nueva York ).

Comentarios